Nuestra amiga la soledad… que se vaya de paseo!

Una vez en uno de esos mitines matutinos que se acostumbraban en el colegio, la coordinadora de la secundaria nos comenzó ha hablar -como lo hacía cada espantoso lunes- de algún tema de interés… de interés para ella, claro está. Bueno, lo gracioso de este asunto es que aquel dichoso lunes nos habló de nuestra amiga la soledad. Si, si, esa compañera nuestra que está ahí siempre y con la que podemos contar cuando queramos. Tal vez lo que intentaba era invocarnos hacia la espiritualidad, hacia la reflexión, hacia tener un momento de paz. Pero, por favor, ¿como le va a llegar ese mensaje a un grupo de 120 mocosos groseros, ignorantes, sin metas, sin creencias, rebeldes sin causa que éramos en esa época?

Estos últimos días me estuve acordando, sin ninguna razón en particular, del discurso tan apropiado que lanzó nuestra querida coordinadora, y pensé en eso de refugiarse en la soledad para meditar sobre lo que pasaba alrededor mío.
Quizá fue una debilidad mía, propia de éstas épocas tan “alegres” por decirlo de una manera, que causa en mi un efecto inversamente proporcional: a mas alegría, mas miserable me siento. Es imposible para mi sentirme bien los días de la navidad y los que vienen después, tomando en cuenta el año nuevo. Es esa imperativa manera en que uno tiende ha hacer un recuento de las cosas que se propuso hacer a principio de año, y que efectivamente comenzó ha hacer en Enero, pero que para finales de Febrero ya ni se acordaba que miércoles era lo que quería lograr. Te das cuenta que has desperdiciado otro año, que en muchos de los casos, no lograste (ni intentaste si quiera) hacer lo que te habías propuesto, que no has avanzado un pizca, que no has logrado nada y que terminas OTRO MALDITO AÑO MÁS como la misma FLOJA, INDISCIPLINADA, SOLTERA, AMARGADA, ENGREÍDA ZOPENCA que era al principio del 2007, ese principio donde todo se veía posible.

Lo peor (y disculpen mi atrofiada mente pesimista, pero es que estas fiestas me hacen sentir así) es que termino otro año sin pareja. Oh no, que Dios no permita que acabe otro año sin pareja. La verdad, y es que voy a decir esto por primera y única vez (eso espero): NUESTRA AMIGA LA SOLEDAD… QUE SE VAYA DE PASEO!
No puedo estar MAS harta de estar sola. Pero que no se malinterprete esta posteada, no estoy pidiendo que los hombres vengan ha hacer cola, o que algún pseudo galán cibernético me venga a sacar de mi “miseria”, porque NO SEÑOR, no estoy para que me hagan favores.
Simplemente, que estoy harta de decirme a mi misma la mentira que me he estado repitiendo durante los últimos dos o tre años: ESTAR SOLA ESTÁ BIEN, PORQUE ASÍ SOY MAS INDEPENDIENTE, NO NECESITO DE UN HOMBRE PARA SENTIRME BIEN, NO SOY COMO “ESAS” QUE NECESITAN DE UN HOMBRE.

OK…. FLORAZO!! No es que NECESITE un hombre, pero es que aveces es lindo tener alguien con quien contar, que no sea tu mamá. Alguien que valide esa forma de ser tan idiota que tienes, y que aunque parezca increíble, LE GUSTE.

Sería lindo, pero no voy a cometer la estupidez (como ya he contado bien en este blog otras veces) de meterme en problemas por no andar con mi amiga la soledad…
En fin, por ahora, creo que vamos a dejar de vernos por un tiempo, un BUEN Y LARGO tiempo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s